menu
Compartir

Refranes graciosos

 
Por Jaume Vicent. 25 marzo 2021
Refranes graciosos

Los refranes son una forma de expresión popular con una intención didáctica, moral o también filosófica. En culturas de todo el mundo estos refranes suelen transmitirse de padres a hijos, de generación en generación a través del lenguaje oral. Suelen utilizarse para aconsejar, enseñar o advertir sobre ciertas acciones o situaciones de la vida cotidiana.

Todos estos elementos hacen que los refranes populares se conviertan en el bagaje cultural de muchas culturas y que aun hoy en día podamos escucharlos de boca de todo el mundo. ¿Quién puede decir que no ha escuchado alguna vez un refrán de boca de sus abuelos o sus padres? Y a más de uno también se le habrá quedado grabado en la mente gracias a su facilidad para la memorización. En el artículo de Frasess.net te traemos una selección de refranes graciosos que te harán reír.

También te puede interesar: Frases y refranes de febrero

Refranes graciosos sexuales

Todos conocemos a esa persona especializada en hacer chistes verdes… y es que al final parece que sean los más efectivos. Es por ello que los refranes no se quedan atrás y también encontramos refranes verdes, como los que te traemos aquí.

En tiempo de guerra, todo agujero es trinchera.
Para un viaje corto cualquier bicicleta es buena.
Una es escasez; dos, gentileza; tres, valentía; cuatro, bellaquería.
El sexo es una democracia: goza tanto el que está arriba como el que está abajo.
Si el sexo es salud, ¿masturbarse es automedicarse?
La tierra y la hembra, quien no la ara no la siembra.
Aquí te pillo, aquí te mato.
El sexo es como el ejercicio… si te duele todo, lo hiciste bien.
El sexo alarga la vida… ven aquí que te hago inmortal.
En la cama no tengo limites, anoche me caí dos veces.
Refranes graciosos - En la cama no tengo limites, anoche me caí dos veces.
El sexo sin amor es una experiencia vacía. Quizá de las experiencias vacías, la mejor.
¿Dónde va Vicente? A un club indecente.
¡A follar a follar que el mundo se va a acabar!

Refranes graciosos para adultos

En este apartado recopilamos refranes graciosos dirigidos más a los adultos, con una sabiduría más enfocada hacia los problemas de la vida de las personas adultas.

Estamos cagaos y el agua lejos.
A buen entendedor, menos sopapos.
El que ríe el último, no entendió el chiste.
Siembra un árbol, haz feliz a un perro.
Uno que madrugó, un dólar se encontró. Pero más madrugó, aquel que lo perdió.
Los buenos estudiantes y los buenos caballos, siempre terminan su carrera.
Más vale pájaro en mano que padre a los 18.
Hay dos palabras que te abrirán muchas puertas: Tire y Empuje.
Al que madruga, Dios lo ayuda.

Este es un dicho que seguro habrás escuchado más de una mañana al levantarte tarde. Este refrán hace hincapié en la importancia de esforzarse y de ser responsable con las tareas que debemos realizar durante el día. Aquí te dejamos más Frases de esfuerzo.

La excepción de la regla… dura 9 meses.
Bollo crudo, engorda el culo.
Refranes graciosos - Bollo crudo, engorda el culo.
Preguntando se llega a Roma.

Este refrán esconde una enseñanza y es que pidiendo explicaciones o preguntando podemos aclarar cualquier duda que tengamos y obtener grandes conocimientos. Hay que perder el miedo a preguntar. Si quieres leer más frases parecidas, te dejamos esta otra selección de Frases de un sabio dijo.

Tira la piedra y esconde la mano.
Médico joven, nuevo cementerio.
Mujer infiel: libertina; hombre infiel: héroe.

Refranes graciosos para niños

Los refranes esconden grandes enseñanzas, por lo que es muy importante que los niños los conozcan, ya que les ayuda a conocer el punto de vista, las tradiciones y costumbres de nuestros antepasados. Veamos algunos de los mejores refranes para niños.

Cría fama y échate a dormir.
Cuando el río suena, agua lleva.

Este refrán nos enseña que cuando hay un rumor o una sospecha circulando a nuestro alrededor, debemos pensar que puede que haya algo de verdad detrás. A menudo cuando queremos usar este refrán omitimos la parte que va después de la coma, para dejar caer que no confiamos del todo.

Aquí te dejamos más Frases de mentiras.

Del dicho al hecho hay mucho trecho.
El que tiene boca se equivoca.
Refranes graciosos - El que tiene boca se equivoca.
El saber no ocupa lugar.
Genio y figura hasta la sepultura.
La avaricia rompe el saco.

Este refrán nos advierte de los peligros de la avaricia y la codicia, actitudes que nos pueden llevar a querer acaparar demasiado y perder todo, incluso aquello que más queremos. El dicho proviene de una antigua imagen o leyenda popular en la cual un ladrón iba llenando un saco con las monedas que robaba. Cuando llenó el saco, lo apretó para abrir espacio para más y este se rompió, perdiendo todo el dinero recolectado.

Lo que no mata, engorda.
Más vale prevenir que curar.
No por mucho madrugar amanece más temprano.
A buen entendedor pocas palabras bastan.
Agua que no has de beber, déjala correr.
Cada maestrillo tiene su librillo.
Donde hay patrón no manda marinero.
Dos no discuten si uno no quiere.

Dichos graciosos de pueblo

En todos los pueblos pequeños, donde la civilización y la globalización no han hecho tanta mella, siguen conservándose tradiciones y refranes antiguos. En este último apartado hemos querido homenajear a todos esos dichos y refranes de pueblo que aún se conservan.

Lo olvidao, ni agradecío ni pagao.

Uno de los pueblos con más gracia y arte a la hora de contar chistes y hacer reír es el andaluz. Los refranes graciosos andaluces son de los más populares y pueden ser fácilmente reconocidos al ser transmitidos de forma oral por la forma de hablar y entonar.

Si quieres leer frases parecidas, te animamos a leer este otro artículo de Frases graciosas.

No hay mala cocinera con tomates a la vera.
Abrigo contra el frío, estar bien bebido.
No hay cuento soso como el que lo cuente sea gracioso.
Refranes graciosos - No hay cuento soso como el que lo cuente sea gracioso.
Cada día que amanece, el número de tontos crece.
A buenas ganas, huelgan las salsas.
A contar los frailes que me han dicho que se ha perdió uno.
Alcaldes y zapatos nuevos, pasados los primeros días aprietan menos.
Más largo que un día sin pan.
Cuando el grajo vuela bajo hace un frío del carajo.
Cuando el gato no está presente, los ratones se divierten.
Cuando el andaluz canta, una pena tiene en la garganta.
Cuando la miopía es de aupa, lo mejor es una lupa.
Las tres maravillas de Jerez: el vino, el caballo y la mujer.
Al que jura que nunca se pee, nadie lo cree.
La suegra y el doctor, cuanto más lejos, mejor.
Ocasión que se va, quién sabe si volverá.

Si deseas leer más artículos parecidos a Refranes graciosos, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Otras frases.

Escribir comentario

¿Qué te ha parecido el artículo?

Refranes graciosos
1 de 5
Refranes graciosos

Volver arriba